En opinión: Complot contra Peña Nieto por Sócrates Campos Lemus

¡Comparte!

descarga (3)

QUE CONSTE,… SON REFLEXIONES!

POR SÒCRATES A. CAMPOS LEMUS.

          ME CAIGO GORDO CUANDO DESPUÈS DE ALGUNAS REFLEXIONES TENGO QUE SEÑALAR: SE LOS DIJE Y SE LOS ADVERTÌ. PERO CUANDO LOS FUNCIONARIOS ANDAN EN LA LELA O ESTÀN INSTALADOS EN LA PREPOTENCIA, INEFICIENCIA O EN LA SOBERBIA, NI ESCUCHAN, NI HACEN Y TODO LO LLEVAN EN LA PENDEJA. EN FIN, SE LOS DIJE Y YA TIENEN LA RESPUESTA EN MICHOACÀN… UNA VIOLENCIA LIGADA A CONFLICTOS SOCIALES DONDE EL NARCOTRÀFICO ESTÀ PRESENTE EN MUCHOS MUNICIPIOS Y MUESTRA SU BRAZO PODEROSO, ASÌ SERÀ EN OTROS SITIOS, MIENTRAS, LOS POLÍTICOS, ESTÀN EN LA PENDEJA.

Seguramente cualquier analista que tenga una idea de lo que significa la violencia en algunos puntos del país, donde se ven las ligas reales de la narco política y de la narco guerrilla, donde vemos una descomposición social y política que se liga en la confrontación entre los grupos de poder de la ultraderecha encabezada por la familia del ex presidente Felipe Calderón y los ligados a los Cárdenas y al grupo de priistas, sabemos pues que las relaciones incómodas entre los grupos y los grupos de la delincuencia organizada, tienen lazos que llegan a los grupos de la autodefensa civil y a los propiciados por los mismos grupos guerrilleros, cuando ven que están en riesgo sus zonas de producción de drogas o de tráfico de productos que les permiten la elaboración de drogas químicas y que llegan por el Puerto de Lázaro Cárdenas y las zona de colima y Manzanillo.

Sin duda, las relaciones entre los grupos de michoacanos que se van a trabajar a los Estados Unidos les han permitido generar una poderosa red de distribución independiente de otros grupos de tal forma que éstos, están ahora peleando su “estado” y las rutas de surtimiento a los Estados Unidos, y por ello la violencia que se ha manifestado en la zona fronteriza del Norte y las nuevas relaciones y composiciones de la fuerza entre los grupos que en verdad tienen el control del tráfico y distribución de drogas en el país y que están perfectamente organizados con la “verdadera delincuencia organizada” compuesta por algunos gobernadores de los estados fronterizos y muchos políticos y funcionarios, incluidos los grupos de control de los partidos políticos que les han permitido ingresar en la lucha electoral y política o bien, proteger las relaciones con otros grupos armados como son los grupos guerrilleros que operan en Oaxaca, Michoacán, Guerrero, Chiapas, Puebla, Estado de México, DF, Chihuahua, Durango, Hidalgo, Tamaulipas,… entre otro sitios.

Si no nos damos cuenta de que esta ofensiva paramilitar en Michoacán ,donde se atacan oficinas de la Comisión Federal de Electricidad y gasolineras y se pueden extender a los oleoductos, como lo hicieron los miembros del EPR en Guanajuato, demandando que las autoridades policiacas entregaran a dos de sus cuadros detenidos en Oaxaca, que es parte de todo un proyecto de desestabilización de la narco política en el país y que tiene como objetivo el deteriorar a los cuadros de seguridad de Peña Nieto, para forzar el cambio de funcionarios, no se podrá entender nada y se correrá el riesgo de que impongan la modalidad de la presión armada cuando tengan que doblegar la acción política del presidente. Ahora es claro que la política en el país está dividida entre la narco política, el control financiero de la economía y el manejo político que está en el país. Peña Nieto cuenta con la fuerza de una policía corrupta e ineficiente heredara del sexenio pasado con fuertes ligas y compromisos con el anterior grupo del poder y con muchos grupos de delincuentes, su fuerza real y leal, solamente la podrá obtener en las filas de Ejército y PGR, porque ni siquiera podrá confiar del todo en el Cisen y sus instrumentos de espionaje, porque al igual que la policía está llena de gente ligada a la ultraderecha que operó, en la realidad, el crecimiento de la narco política en el país.

Advertisement

HAY tiempos para operar los controles y las presiones, el equipo del Presidente Enrique Peña Nieto se concentró en activar las llamadas reformas y para esto utilizó los servicios de los porros de Echeverría para generar y activar el llamado Pacto Por México, que no es más que las negociaciones perversas entre los mafiosos que controlan a los grupos y partidos políticos para repartirse puestos y presupuestos, y dizque para ayudar a la aprobación inmediata de las reformas solicitadas por el presidente, desligándolas de la aprobación social de los mexicanos y generando una sensación de abandono y de imposición de parte de su grupo, ante ello, ha tenido que aceptar los chantajes políticos de esos grupos encabezados por los porros oficiales que operan desde lo oscurito y que se llenan los bolsillos con dinero llegado de la misma delincuencia organizada y por sus ligas marcadas por la narco política en el país y por sus compromisos económicos que vienen desde los tiempos del asesinato de Luis Donaldo Colosio, ante el cambio de escenarios en Lomas Taurinas…

Entendieron mal la urgencia de la aprobación de las reformas y ningunearon la opinión y aprobación de la sociedad y de los grupos que hoy en día se ven profundamente afectados, y a pesar de que el presidente y su equipo sostengan que: “ellos cargarán con los costos políticos de las reformas”, está bien, pero los costos, los pagamos los ciudadanos y no solamente los cargamos, y por ello el hartazgo y la desconfianza social que apoya y aplaude esa violencia generalizada que se ve en algunas partes del país y que se muestra como un ejemplo de dignidad y de libertad, cuando en verdad solamente tiene el ingrediente de la fuerza de los grupos de gobernadores ligados a los grupos de la delincuencia organizada que sostienen, de alguna forma, a los propios grupos guerrilleros para ocultar su fuerza paramilitar y sus acciones políticas.

No tengo dudas de que el presidente y su equipo saben operar políticamente el sistema, pero no tienen el control de los grupos formados y alentados desde el “felipismo” de ultraderecha y que está orientado por los grupos de espionaje e intervención de los Estados Unidos, y es así que, poco a poco,se cierra el círculo y el control contra el presidente para que se muestra cada vez más sumiso ante los intereses de los Estados Unidos, porque de otra forma, le “mueven el tapete”, como ocurre en la actualidad, al llevar los conflictos “políticos” a un nivel de violencia generalizada que aparenta mostrar un repudio a las políticas del presidente y una fuerza a favor de las luchas sociales.

En fin, el tiempo es la madre de la verdad, y si la verdad sale fuera de tiempo, los que pagan los platos rotos serán los hombres del poder, ante el complot de los grupos ligados a la narco política en el país…

Ya está a la venta el libro de Sócrates Campos Lemus y José García Sánchez: LA DICTADURA DE LA MEMORIA: EL PODER DE LOS INDIGNADOS

Advertisement