En Opinión: “Sobrevivir en 2021, la meta más ambiciosa” por Alfredo Martínez de Aguilar

¡Comparte!

* Sonó la hora nona para hacernos responsables de nuestra salud personal, familiar y social. O nos cuidamos con las obligadas medidas preventivas o miles más enfermaremos y muchos moriremos.
* Consciente y responsable, informado del grave riesgo sanitario, el gobernador Alejandro Murat anunció el posible retorno a semáforo rojo en la capital oaxaqueña y otros municipios de los Valles.

El imparable crecimiento del número de contagios y muertes por el virus de la pandemia de la COVID-19 nuevamente fortalece el riesgo de colapso del sistema hospitalario de salud en Oaxaca.

El personal del Hospital General “Macedonio Benítez Fuentes” de Juchitán se quedó sin Equipo de Protección Preventiva. La Dirección del nosocomio determinó dejar fuera de servicio el área Covid. Pero no es el único hospital con serios problemas en Oaxaca, el área COVID del Hospital Regional de Alta Especialidad está saturada al igual que la del Hospital Regional Presidente Juárez del ISSSTE.

Las cosas se complican en materia de salud, la Asociación Con Causa MX de apoyo a la niñez, advierte que no hay donadores de sangre en Oaxaca. Los bancos de sangre privados también tienen escasez.

Hacen un llamado a la sociedad a donar unidades de sangre en la medida de sus posibilidades. Urge iniciar una intensa y permanente campaña de donación de sangre, a fin que esta no falte en Oaxaca.

Sonó la hora nona para hacernos responsables de nuestra salud personal, familiar y social. O nos cuidamos con las obligadas medidas preventivas o miles más enfermaremos y muchos moriremos.

Otro grave problema al que no se presta la debida atención es el creciente número de periodistas asesinados en el 2020, México ocupa el primer lugar de los países más peligrosos para el periodismo.

A la luz de estos lamentables y dolorosos hechos, sobrevivir el próximo año 2021 será la meta más ambiciosa de todos los mexicanos en general y de manera particular de los oaxaqueños. ¡A cuidarse!

Una de las mayores lecciones de vida de la pandemia provocada por el nuevo coronavirus es reaprender que las cosas más simples y sencillas representan soluciones de gran trascendencia vital.

Es el caso de lavarse frecuentemente las manos con jabón, un hábito y sumamente positivo, antes y, sobre todo, indispensable, durante la crisis humanitaria que vive el mundo en materia de salud.   

De entrada, sin embargo, se enfrenta un gran problema para lavarse las manos frecuentemente, hay creciente déficit de agua, incluso en la zona norte de la capital, sin suministro de agua potable.

Algunos importantes municipios, como Salina Cruz, enfrentan el grave problema social de la falta de agua, por la escandalosa corrupción, al robarse los recursos destinados a resolver la escasez de agua.

Otra medida que garantiza conservar la salud es quedarse en casa, si no es obligado y necesario salir de la misma; usar cubrebocas en la vía y el transporte público, así como guardar la sana distancia.

Consciente y responsable, informado del grave riesgo sanitario, el gobernador Alejandro Murat anunció el posible retorno a semáforo rojo en la capital oaxaqueña y otros municipios de los Valles.

En su mensaje, a través de diversos noticiarios radiofónicos de las diversas regiones del estado, el mandatario estatal reiteró su vehemente llamado a todos los oaxaqueños, a no bajar la guardia.

Reconoció el gran esfuerzo de la población por aplicar las medidas preventivas y lamentó el contagio de Armando Manzanero que estuvo en una reunión social con 30 personas, sin cubrebocas y falleció.

Recordó que de dos a tres personas de cada diez contagiados, pierden la vida y anunció que en febrero o marzo llegarán las vacunas para aplicarlas al personal de salud y a los grupos vulnerables.

Como oaxaqueños nos gusta la fiesta, pero en esta ocasión hagámoslo en casa, admitió y afirmó que la pandemia va a pasar y hay mucha vida por delante y hay que festejar la vida con nuestra familia.

Subrayó que su gobierno sigue trabajando y apoyó con recursos a los presidentes municipales del Istmo de Tehuantepec para cerrar los pendientes del año. Oaxaca obtendrá diez, hace bien la tarea.

En medio de la tribulación de la pandemia global de la COVID-19 no todo está perdido y en Oaxaca hay buenas noticias, como la dotación de agua a los hogares de San Pedro y San Pablo Ayutla, Mixe.

El Gobierno de Alejandro Murat con Héctor Pablo Ramírez Puga, titular de CEA, arrebata la bandera de la falta de agua en Ayutla a los “indiólogos” manipulados por el director del INPI, Adelfo Regino.

Por instrucciones del gobernador Alejandro Murat Hinojosa, la Comisión Estatal del Agua concluyó la infraestructura hidráulica que abastecerá del vital líquido a más de tres mil familias de Ayutla.

La inversión de los trabajos superó los 4.9 millones de pesos en la perforación de un pozo profundo, la construcción de un tanque de almacenamiento y el tendido de más de 3 kilómetros de tubería.

Indispensable es garantizar la operación del equipo de bombeo, del tanque de almacenamiento y de la red con policías estatales y municipales y cámaras de videovigilancia, para evitar sabotajes. 

alfredo_daguilar@hotmail.com

director@revista-mujeres.com

@efektoaguila

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here